Recibe un piso en propiedad por efecto de las donaciones de padres a hijos en Sevilla

Donaciones de padres a hijos en Sevilla

Antonio Mata.Donaciones de padres a hijos en SevillaLas donaciones son una de las formas más habituales de transmitir la propiedad en el derecho español (baste comprobar el número de donaciones de dinero de padres a hijos que se produce anualmente). Se las considera una extensión del derecho de sucesiones, aunque en este caso entre personas vivas. Por medio de las normas legales que rigen esta institución, y antes de llegar al fallecimiento, uno de nuestros clientes recibió un piso en propiedad por efecto de las donaciones de padres a hijos en Sevilla.

La donación es un acto de liberalidad por el que una persona dispone de sus bienes gratuitamente en favor de otra. Así lo define el Código Civil, cuyo uso es preceptivo en las autonomías que no tengan promulgadas leyes forales. Este particular mecanismo sirve para transmitir las propiedades, y es muy frecuentemente empleado entre familiares para tratar de eludir el pago del impuesto de sucesiones.

En efecto, las autonomías que no cuenten entre sus colecciones legislativas algunas expresamente dedicadas a las donaciones, deben adscribir sus normas a las estipuladas en el Código Civil, que en 40 artículos lleva a cabo una regulación más bien precaria, en relación a otros grupos de preceptos que regulan aspectos menos importantes desde el punto de vista socioeconómico.

40 artículos

No sin razón, muchas veces el abogado de herencias considera que el derecho de donaciones es el hermano pobre del derecho de sucesiones. A pesar de estar regulados en el mismo título del mismo libro del citado cuerpo legal, el desarrollo y detalle sistemático del derecho de donaciones y del de sucesiones son incomparables. Aquel derecho es la cenicienta de las dos, atendiendo sólo al número de artículos: 40 frente a 430 preceptos.

donaciones de padres a hijos en Sevilla

La naturaleza misma de las donaciones se debe, por así decirlo, a una transmisión dinámica de la propiedad, en la que el perceptor de ésta, además naturalmente de estar sujeto al pago de impuestos ante Hacienda (bien ante la autonómica bien ante la central), puede tener limitado el uso de lo recibido, por comprenderse en la institución de lo donado un usufructo vitalicio del antiguo propietario.

Existen, además, otras modalidades de donaciones que, dependiendo de la legislación ad hoc de la comunidad autónoma, pueden ser invocadas y usadas por el donante y el donatario. Así, mientras que en Andalucía, por ejemplo, no existe legislación foral sobre el derecho de sucesiones y donaciones, en la comunidad gallega existe una normativa foral especial, de uso prevalente sobre el Código Civil.

Donaciones de padres a hijos en Sevilla: legislación especial

En efecto, en Andalucía rigen los principios y preceptos del Código Civil al no contar con tal legislación. Como contraste, Galicia cuenta con su propia legislación. Así, entrando en el detalle de una figura concreta, está regulado el llamado pacto de mejora. Éste permite la transmisión de propiedades entre parientes eludiendo el pago del impuesto de donaciones, siempre que se cumplan unos requisitos de parentesco e importe de lo transmitido.

No es el caso de Andalucía, donde todos los trámites legales deben conducirse por medio del Código Civil, ya sean procesos tan comunes como la aceptación de una herencia ante notario o el otorgamiento de testamento. Si se producen donaciones de padres a hijos en Sevilla, éstas se rigen inexcusablemente por lo preceptuado en el citado cuerpo legal.

Impulsada por estas y otras numerosas dudas que suelen presentarse a la hora de producirse estos procesos entre parientes, se presentó en el despacho Claudia de S. F., residente en Sevilla. La intención de su padre era realizar en vida la donación de una vivienda de su propiedad, de modo que quería asesorarse de cómo funcionaban las donaciones de viviendas de padres a hijos.

Ley tributaria

Como ya quedó dicho, las preguntas y respuestas sobre las donaciones en el conjunto de Andalucía están en el Código Civil, sin perjuicio de que la misma Comunidad Autónoma sí que dispone de una ley para evaluar el pago de las sucesiones y donaciones, aun a pesar de no contar con una norma civil concreta sobre el particular.

El asunto es que Claudia de S. F. tenía otras dos hermanas de mayor edad que ella, en tanto que su padre era viudo desde hacía siete años. De modo que requería el asesoramiento de un abogado especializado en la donación de un piso de padre a hijo.

Ambos, padre e hija, habían decidido que el piso en el que vivía el padre fuera transmitido en vida a nuestro cliente. Sin entrar a prejuzgar los porqués de esta decisión, la situación puede perfectamente llevarse a cabo y legalizarse sin problema. Pero hay que realizar una serie de trámites y cumplir una serie de requisitos que se establecen por ministerio de la ley, y evitar así la inoficiosidad de la donación.

Donación libre, con matices

La ley permite que una persona done libremente sus bienes. Así lo dispone el artículo 634 del Código Civil. El donante puede reservarse para sí los bienes necesarios para su propia subsistencia, incluido un usufructo vitalicio sobre lo donado.

En este caso, el padre de Claudia de S. F. quería donar el piso en vida sólo a una de sus hijas para irse a vivir a Canarias, con una pensión que le retribuía el Estado al llegar a cumplir la edad legal de jubilación.

Con todo, como ya apunté más arriba, existen limitaciones a las donaciones, principalmente con su pariente legal mayor, que es la sucesión. La donación y la sucesión comparten aquí un tabique legal por medio del artículo 636 del Código Civil. Por eso es importante que un abogado especialista en derecho de sucesiones conozca todo sobre las herencias, por sus evidentes conexiones con las donaciones.

Cláusula de cierre

El citado precepto advierte que nadie podrá dar ni recibir, por vía de donación, más de lo que pueda dar o recibir por testamento. El contenido de este artículo funciona como cláusula de cierre de las sucesiones y las donaciones para evitar que, propiedades que pudiesen legítimamente pertenecer a los herederos, se licúen en donaciones en vida a favor de personas ajenas a los distintos grados de parentesco llamados a heredar aquellos bienes.

Así planteado el asunto, por supuesto que el padre puede realizar una donación a la hija en las condiciones que quería a través de este pacto. Pero imperativamente tiene que tener en cuenta que las otras dos hijas pueden reclamar a la tercera hermana, la hija beneficiaria, la parte que les corresponda como porción legítima, esto es, al menos un tercio de todo el caudal relicto.

Conocido el valor de la vivienda, que era el elemento de transmisión patrimonial, en torno a los 200.000€, se necesitaría por tanto que las hermanas no favorecidas por la donación tuviesen la compensación económica que la ley les otorga en estos casos, según se establece en la legislación de herencias y testamentos.

Documento público

Decidido y evaluado, pues, el contenido de la donación, cuya elevación a documento público es obligatorio en el caso de bienes inmuebles, preparé para ello, con intermediación e intervención de notario, el correspondiente documento público que acreditaba la donación y la transmisión de forma unitaria. Y la aceptación en el mismo documento por parte de la donataria.

Estos dos pasos pueden hacerse en documentos separados, pero en esta situación, al ser transmitido un inmueble, ya consta en la escritura, las cuales luego deben ser registradas en el correspondiente Registro de la Propiedad para que tenga valor registral y de fe pública que le otorgan las leyes a todo documento público.

Documento publico de donaciones de padres a hijos en Sevilla

La posible herencia del padre, al margen del piso, por tanto, valorado en 200.000€, debía tener una compensación económica para las otras dos hermanas que habían sido, por motivos que no pueden explicarse, excluidas de forma deliberada por el padre en esta operación.

Piso y depósito bancario

En efecto, si el padre contaba con un depósito de dinero de al menos 100.000€, el asunto estaba resuelto conforme a las exigencias de la ley. El piso tenía un valor de 200.000€ y el padre disponía en efectivo de otros 100.000€ para cubrir la porción de la legítima. Dos tercios de la herencia para una de las hijas, y un tercio, a repartir, para las otras dos.

Para resumir los repartos de la herencia, es preciso señalar que la ley determina que el fallecido puede dejar en testamento un tercio para mejorar a cualquier de sus herederos, mientras que otro tercio es de libre disposición. El primer tercio, por así decirlo, lo quiera o no el testador, es la llamada legítima estricta. Ésta es indisponible por el testador y la ley la atribuye a los herederos, lo quiera o no el fallecido, cuando éste haya otorgado testamento.

Testamento

De modo que la porción de la tercera parte de la legítima estaba cubierta con los 100.000€ en dinero en efectivo en el depósito bancario, y el piso podría perfectamente ser propiedad inatacable por las otras dos hermanas. La hermana beneficiada por el piso incluso tendrá derecho a una tercera parte de los 100.000€.

Como elemento para perfeccionar el trámite final de la donación, naturalmente, se sugirió al padre que hiciese testamento, confirmando y ratificando su voluntad de que la herencia fuese repartida de esta forma, la cual respetaba íntegramente la voluntad del testador y lo dispuesto por ministerio de la ley.

Antonio Mata

Antonio Mata

Tras licenciarse comenzó a brillar por su destreza y habilidad en distintas disciplinas del Derecho Sucesorio: pactos entre herederos, voluntades anticipadas, división contenciosa de herencias, sentencias testamentarias, ordenación sucesoria, planificación patrimonial, renuncias y cesiones testamentarias, etc.
La confianza que sus clientes depositan en él es la mejor referencia para este abogado de rigurosa profesionalidad. Sin lugar a dudas uno de los mejores legalistas del momento especializado en Derecho de Familia y Sucesiones.
Antonio Mata

(Con  clientes también que vienen de Burjasot, Onteniente, Chirivella, Gelves, Santiponce, etc)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Show Buttons
Hide Buttons